"I Concurso Wikanda: Misterios, Enigmas y Leyendas de Andalucía"

Gastronomía del Valle del Guadiato

De Wikanda
Saltar a: navegación, buscar

Gastronomía Tradicional del Valle del Guadiato


En el afán por conservar, investigar y poner en valor nuestro patrimonio histórico, llega ahora el turno a uno de los bienes que no por cotidiano deja de tener una enorme importancia en el acervo cultural de un pueblo: su gastronomía, arte y ciencia, o ciencia y arte, que por tradición oral ha pasado de madres a hijas durante generaciones.

A este respecto, no cabe duda que, precisamente como elemento definitorio de cultura, tanto el folklore, pero sobre todo la gastronomía, se vinculan de forma firme y enraizada con el entorno en que esa comunidad ha forjado su propia historia. Quiere esto decir que nada será como es sin tener en cuenta las posibilidades del medio natural que la rodea; su agricultura, su ganadería, sus reservas cinegéticas e incluso sus cultivos familiares de huerta o las tradiciones heredadas en cuanto a la conservación, el secado o el aliño de los alimentos, condicionan los recursos disponibles a la hora de la alimentación y su transformación culinaria.

En este sentido, la situación geográfica de nuestra comarca viene a determinar ese carácter mitad extremeño, mitad andaluz, que se plasma en aspectos tan variados como el acento, el folklore, la religiosidad popular y, por supuesto, la gastronomía. De economía tradicionalmente agrícola y de subsistencia, entre los ingredientes que emplea encontramos un alto porcentaje de origen autóctono; ello a pesar de que la acción antrópica sobre el medio natural ha provocado un empobrecimiento del paisaje, sacrificando por una parte las grandes dehesas en beneficio del cultivo extensivo del cereal, y, por otra, dando origen al abandono de muchas de las numerosas huertas existentes en los alrededores de nuestros pueblos, que en otro tiempo surtieron las despensas de frutas, verduras, hortalizas y legumbres de inestimable calidad, y que han venido a ser sustituidas por las que compramos en el supermercado de la esquina, cuyo proceso de maduración en muchos casos se efectúa en una cámara frigorífica - con la consiguiente pérdida de calidad y, lo que es mucho más importante, de aroma y sabor -.

Por eso, nada más admirable que el saber popular por cuanto es tesorero de toda serie de fórmulas acumuladas por la experiencia de generaciones enteras que han transmitido a la nuestra cómo adaptarse al medio y a los recursos disponibles, consiguiendo no sólo sobrevivir, sino también obtener platos admirables a partir de productos de temporada - ya sean carnes, cereales, hortalizas, verduras o frutas; sin olvidar las hierbas aromáticas o productos de sabor irrepetible como es la miel de nuestras sierras -, adaptados al calendario agrícola y por supuesto al de fiestas profanas y religiosas, en una profunda mezcolanza todo ello - como todo buen guiso - hasta obtener, para cada época o acontecimiento, el mejor de los sabores a partir sólo de lo escasamente disponible.

Disfrutemos, por tanto, de nuestra cultura. Dejemos que invadan nuestros sentidos las recetas fruto de la experiencia acumulada de nuestras abuelas y ofrezcámoslas como una de nuestras señas de identidad.


Recetas

Asadillo

  • Ingredientes
  • Pimientos (1 kg.).
  • Tomates (4 - 5).
  • Huevos.
  • Ajos (6 - 7).
  • Aceite.
  • Vinagre.
  • Sal.

Preparación Asar en el horno los pimientos, los tomates y los ajos, y una vez asados les quitamos la piel, los troceamos bien y les añadimos un poco de aceite de oliva, vinagre y sal. Se suele servir con dos huevos fritos como guarnición.


Arroz con liebre

  • Ingredientes
  • Liebre.
  • Arroz (1/2 kg.).
  • Tomates (1/2 kg.).
  • Ajos (4).
  • Laurel.
  • Sal.
  • Perejil.
  • Aceite de oliva (1 vaso).
  • Vino (1 vaso).
  • Pimiento verde (1).
  • Pimiento rojo (1).
  • Azafrán.

Preparación

Se trocea la liebre y se sazona, se sofríe en la sartén durante unos minutos, se le añade el vino y se deja cocer unos 15 minutos. En una cazuela de barro se sofríe el pimiento verde y rojo, el tomate, el ajo y una vez sofrito se le añade la liebre, el azafrán, el perejil, el laurel y el agua, hasta que esté tierna; entonces se añade el arroz y el azafrán (y más agua si es necesaria), dejándolo hervir durante 15 minutos.

Brazo de gitano

Ingredientes:

  • Harina (200 grs.).
  • Azúcar (100 grs.).
  • Levadura (1 sobre)
  • Huevos (4).
  • Agua (un vaso pequeño).

Preparación:

Se separan las claras y se baten a punto de nieve; a la yema le añadimos el agua, que se bate junto con el azúcar, la harina y la levadura, añadiéndole después las claras. Hornear.


Carne membrillo

Ingredientes:

  • Membrillos.
  • Azúcar.

Preparación:

Se asan o cuecen los membrillos separando a continuación la carne del hueso; se tritura la carne, se pesa y por cada kilo de membrillo se le añade un kilo de azúcar cociéndolo todo bien sin dejar de mover; cuando toma color dorado se vierte en los recipientes.

Gachas con tostones

Ingredientes:

  • Agua (1 litro).
  • Aceite (5 cucharadas).
  • Harina (1/4 kg.).
  • Pan (bollo pequeño).
  • Sal.

Preparación:

Se pone el aceite a calentar en una sartén y se le añade la sal; una vez refrito el aceite se retira del fuego hasta que se enfríe, y se le echa el agua y la harina; sin ponerla en el fuego, se mueve hasta diluirla para que quede sin grumos. Después se pone al fuego durante 15 minutos, sin dejar de remover.

En otra sartén, con un poquito de aceite, se fríe el pan en trocitos hasta conseguir tostones, que se agregan a las gachas al retirarlas del fuego. Finalmente, se espolvorean con canela y azúcar y quedan listas para servir (se toman frías).

Son típicas del día de Todos los Santos.

Gañotes

Ingredientes:

  • Huevos (4).
  • Vinagre (2 cucharadas).
  • Harina.
  • Sal.

Preparación: Primero preparamos la masa, para lo que se baten los huevos, se le añade el vinagre, la sal y la harina necesaria. Lista la masa, se separan trocitos para hacer tortitas que se lían en una caña, con la que se echan a freír hasta que se separe.

Mientras, se prepara la miel a punto de caramelo y una vez fritos los gañotes se pasan por ella.

Principales editores del artículo

Valora este artículo

2.9/5 (7 votos)